Experiencias escolares: sin competencias

Cuando el colegio fantasma cerró, los de mi clase nos repartimos – básicamente – en otros dos, empiezo este post igual que el anterior porque cuando los rusos se regresaron a su país, a mis padres no se les ocurrió nada mejor que cambiarme del colegio A al B.

Esto, aparentemente, solo tenía ventajas:

  • Mi hermana había acabado el preescolar en un centro alternativo que no era el Nido al que yo fui, y todos sus compañeros irían al colegio B. Por primera vez iríamos juntas al cole.
  • Ya tenía amigos allí, con los que había compartido un año en el colegio fantasma.
  • El colegio B estaba cerca de mi casa, de la casa de la abuela paterna y del trabajo de mi mamá. El abuelo paterno nos iba a buscar mientras paseaba a su preciosa Airedale Terrier, la sensación de la hora de la salida.
  • Era aún más alternativo que los anteriores, muy respetuoso con los alumnos, sus intereses y sus ritmos.

Aunque para mí todo estaba mal porque:

  • No quería ir con mi hermana a ningún sitio.
  • Me separaron de mis amigas inseparables, con las que perdí el contacto mientras ellas fortalecieron sus lazos. Pasaron 10 años para encontrarnos casual y fugazmente una noche de copas y todas nos hicimos las formales y pasaron 14 años más para saber que 2 de ellas, al igual que yo, vivían en Barcelona, pero esta es otra historia.
  • Echaba de menos que la abuela materna me recogiera del colegio A y regresáramos las dos a su casa caminando encima de los muritos y recogiendo florecitas, todo muy bucólico.
  • Estaba acostumbrada a la exigencia académica rusa y en este cole estaba desconcertada.
  • Iban por grupos de distintas edades juntos en la misma clase, empecé a ir con mayores y me pusieron mi primer apodo.

Una de las asignaturas que diferenciaba a este colegio de los demás era “Noticias”. Consistía en leer el periódico en casa, elegir una noticia interesante (foto para los más chiquitos) y responder qué, quién, dónde y cuándo. Conforme pasaban los años se respondía también por qué y cómo. Y aunque mis padres trabajaban en medios ¡no compraban el periódico! Por suerte, siempre había alguien que no había llevado su noticia recortada y podía elegir alguna entre los restos de su página. Con este repaso a la actualidad empezábamos cada día.

asignatura-noticias

ay, moví el dibu y el brazo izquierdo se me quedó en otro sitio xD

Otra de las asignaturas raras se llamaba “Campamento” y era el mal. Pasábamos 7 días fuera de casa, y en cada carpa / tienda de campaña había uno o dos niños de cada edad que debían organizarse para sobrevivir. Hasta aquí no es tan grave, los scout lo hacen, pero a nosotros nos llevaban a un desierto, hacía calor, volvía carbonizada y bañada en calamina, el FPS50 no había llegado aún a mi vida. Teníamos piscina, pero en realidad era un poza de regadío, porque en los desiertos del Perú hay cultivos que funcionan, como la uva para elaborar pisco, pero hay que regarlos. Si bien agradecíamos poder remojarnos por las tardes después de llevar a cabo todas las actividades que nos organizaban, que no eran pocas, el primer día nos tocaba limpiarla de algas, caracoles y putrefacción diversa.

Recogíamos leña para cocinar, unas cuantas ramitas porque eso era un desierto; comíamos sopa con arena, polenta con arena y atún con arena, y lavábamos las ollas con arena. Había un pequeño bosquecito con sombra, pero hacía las veces de baño ya que era el único lugar donde nadie te veía. Todo lo demás era un desierto. Me veo en una foto, desayunando un vaso de leche que detesto, bajo el sol que detesto, sobre la arena que detesto, con los pelos de loca porque no tenía agua ni crema ni espejo para peinarme con cariño, y solo quiero ir y abrazarme.

O darme limosna. (Foto vía AlguienMeEtiquetóEnFB)

O apadrinarme por 10 euros al mes. (Foto vía AlguienMeEtiquetóEnFB)

Las clases de ciencias sociales y ciencias naturales las hacíamos bajo forma de “Proyectos”. Cada uno elegía qué quería investigar y tenía unos plazos determinados para justificar la elección del tema, investigar, sacar conclusiones y presentarlas a los compañeros en una “conferencia” con la ayuda de papelógrafos, el power point de la época. No se valoraba el resultado en sí, sino el esfuerzo puesto en el proceso y la organización. Porque esa era otra, no teníamos notas, sino diplomitas, unas cartulinas A7 de colores, que recolectabas por diversos motivos: desempeño, actitud, participación, ayuda al prójimo, etc. y cada nomeacuerdocuántos canjeabas por un diploma de verdad, un A4 como Dios manda. Para el resto de asuntos, más mundanos, teníamos una barrita de porcentaje que indicaba cuánto habías logrado de una determinada competencia. Sin presiones.

Y yo que estaba entregada a los estudios, a pesar de los apagones de la época (o quizás solo hacía un dibujito)

Mi sed de conocimiento, a pesar de los apagones (o quizás solo hacía un dibujito)

Y teníamos diversas actividades complementarias, íbamos a espectáculos culturales, sobre todo teatrales y folklóricos, cantábamos canciones de unidad latinoamericana que llenarían de orgullo a Bolívar, opinábamos sobre todo, recibíamos dirigentes campesinos de otros países y mandábamos cartas al alcalde “Frejolito”, participábamos en marchas y manifestaciones (mi hermana salió en el periódico más importante del país llevando una pancarta más grande que ella), colaborábamos con otros niños menos afortunados pero no en plan “ay, pobrecitos” sino reivindicando que tenían los mismos derechos que nosotros, y contribuíamos con nuestro entorno llevando a cabo jornadas de limpieza del parque donde hacíamos en el recreo. La infraestructura del cole dejaba mucho que desear, pero en el parque jugábamos a trepar a un árbol al que llamábamos Redacción (???).

También había una revista de alumnos donde todos sin excepción participábamos, aunque no fuéramos buenos. La impresión se realizaba en unas fotocopiadoras artesanales llamadas gelatinógrafos, azules ya de tanto uso. Una vez al año, además, nos hacían preguntas diversas y recopilaban las respuestas en unos libros cambiándonos los nombres, manteniendo solo sexo y edad. Es legendaria mi respuesta diciendo lo imposible que era para mí vivir con mi hermana, a la vez que pedía por favor que no seleccionaran mi respuesta pues mi mamá se podría enfadar. La seleccionaron y, a pesar del supuesto anonimato, todo el mundo supo que había sido yo. Pobre hermana mía.

Acabé la primaria allí, odiando ese ambiente de amor, solidaridad y esperanza, no lo aguanté más y me cambiaron al colegio de mis primos. Y aunque solo recuerde haber renegado en los 3 años que pasé en ese colegio sintiendo que no aprendía nada, creo que es el tiempo que más me han servido para la vida, total, los datos están allí, lo difícil es pensar qué hacer con ellos, así que de alguna manera tengo que agradecerlo. Lo escribiré en blanco, como si fuera un spoiler, que tengo una reputación que mantener -> ¡Gracias! 

P.D. Excepto a una profesora que me quitó un monstruito que me trajo mi prima de Canadá y con el que jugaba en clase. Me dijo que me lo devolvería al acabar el año escolar y lo perdió, a ella la odio sin contemplaciones. 

tsuzuku

En el próximo capítulo: el dinero no compra la felicidad, pero casi.

Tags del post : , ,

45 Comentarios en este post

  1. tini dice:

    JAJAJAJAJAJAJA ay, no me puedo reir mas, “organizarse para sobrevivir” que dramatica! En fin, me duele la panza de recordar mi vida de colegio B con tus anecdotas. Muy bien logrado, te mereces un premio. Y quiero saber el nombre de esa profesora para mandarle tambien energias negativas JUA!

  2. Que asignatura tan interesante la de las noticias! :O Ya podría ponerse algo parecido aquí ^^
    Pobre monstruito, a saber donde estará ):

  3. Y entonces llegó el caos dice:

    ¡¡Yo también te quiero abrazar en la foto!! ¡¡Qué tiernita, qué pena!!
    :-)

  4. mamagnomo dice:

    Te apadrino XD pero tu yo del pasado parece feliz!!!

  5. uruperika dice:

    Qué loco! Creo que este es uno de los dos colegios en los que coincidí contigo y no sólo no tengo para nada esos recuerdos, si no que recuerdo cosas completamente distintas! O es que es otro colegio? Pero… Si es en el que acabaste primaria… Es ese mismo en el que te hiciste una foto, en una escalera señorial, con toda tu clase y que estuvo colgada durante años en la habitación de mi tío, que fue tu profe de 5to?
    Y yo que recuerdo los campamentos con cariño… Y no recuerdo parque de enfrente para jugar…

    • remorada dice:

      noooooooooooo, nada que ver en este cole no estuviste tú!

      en el otro yo sí sabía que no coincidí contigo en el tiempo porque sabía que ibas allí y cuando fui ya no estabas, ya te lo había dicho pero no me haces caso xP

      lo sorprendente es el segundo colegio, ahí sí te vi y no sabía que eras tú! :D

  6. A mi estos colegios tan flower power como que no me molan nada! Yo estuve en uno en el que me lo pase genial, teníamos miles de actividades, excursiones y días de celebraciones especiales, el problema vino cuando me cambiaron de colegio y me di cuenta de que tenia un nivel de mierda y entre en crisis, y eso solo con 11 años, jajaja… Y que me gusta que me pongan notas que leche! Jajaja
    Lo de ir de campamento al desierto me parece un poco hardcore, yo lo habría pasado fatal! XD
    Besos!

    • remorada dice:

      Gracias por entenderme! Creo que hay niños en los que unas cosas funcionan bien y otras no, no todos somos iguales, mi hermana iba feliz y yo sufría, con el tiempo ella ha encontrado fallos y yo ventajas en haber ido, supongo que eso pasa siempre, la perspectiva lo cambia todo!

      El campamento era tortura pura y dura xD

  7. Azul Celeste dice:

    Yo no habría soportado ni la mitad del tiempo que tú estuviste ahí, eres mi heroína! y ahora comprendo porque no te gusta la arena y todo lo demás… :(
    Genial la saga, quiero más!!!

  8. akane86 dice:

    Uf, lo del campamento en el desierto yo lo habría odiado también! Me gustan los campamentos pero a ser posible en un bosque/montaña con vegetación y agua decente…
    Vaya vida escolar más animada, yo sólo fui a un colegio antes del instituto (aparte la guardería de la que no recuerdo casi nada) y no tengo prácticamente ninguna anécdota que contar. Pero sí, me parece que ese ambiente escolar habría terminado por ser insoportable :P.

    Un abrazo

    • remorada dice:

      Creo que íbamos al campo de los abuelos de unos niños que venían al cole con nosotros, por eso no teníamos mucha infraestructura de campamento propiamente dicha xD

      Mis compañeros de esas épocas han acabado siendo artistas y gente de letras con mucha sensibilidad social, no les va nada mal, la verdad, pero ese colegio no era para mí!

  9. UrbanMon dice:

    Puag como bien dices tanto amor, solidaridad y respetetito hacen mella en cualquiera. Un poco de tirones de pelo y patadas nunca viene mal.

    • remorada dice:

      no quise decir eso!!! xDDDD

      en otros coles no recibí castigos físicos ni mucho menos! pero con una persona tan dispersa (y vaga) como yo no se puede confiar en la libertad, necesito presión y orden para hacer las cosas, sin autoritarismos, pero que me pongan ciertas guías! a mi hermana le fue bien, y a mis otros compañeros también, a mí no!

      ay xD

  10. Bombones dice:

    Pues a mí lo de que se hiciesen proyectos en las clases de naturales y sociales, me ha gustado.
    Yo también sufrí un cambio de cole a donde iba a estudiar mi hermana, y tuve que separarme de muchos de mis amigos. Un drama a esa edad :-(

  11. Vaya esa asignatura Campamento era pura explotación infantil! Maltrato! Mira que llevaros al desierto! No entiendo que los padres lo aprobaran.
    Espero el resto de coles de la lista, a ver si alguno era normal ;)

    • remorada dice:

      Los padres nos despedían con una fiesta!!! xD no, en serio, llevaban instrumentos musicales y hacían una fiesta en la puerta del colegio, cuando nos íbamos y cuando volvíamos, eran bastante jipicolgaos y participativos también ;)

      en secundaria empiezan a normalizarse un poco, pero no sé qué acaba siendo peor xD

  12. Mo dice:

    Ahora entiendo porque odias el calor!! Esos campamentos son para traumar a cualquiera… (yo también te abrazaría en esa foto,jo…).
    Y telita los de la revista, mala leche reconcentrada.
    Pendiente de la saga escolar, se despide su fiel lectora.
    Muas!

    • remorada dice:

      No, no, el calor ya lo odiaba de serie! Por eso no lo pasaba bien en el campamento y pasaba ratos bajo la mesa que hacía las veces de cocina, donde tenía al menos un poco de sombra! T_T

      lo de la revista me lo recuerda un amigo cada vez que me ve xD

  13. remorada dice:

    trucos de seriéfilos jajaja xD

    En Lima la mayoría de gente de clase media va a coles privados, así que hay mucha oferta y variedad! o_o

  14. Jajajajaja. La foto del campamento es mortal!!! A mí también me dan ganas de apadrinarte… Has ido a colegios muy subversivos, tú… Jajajajaja. Menos mal que en el mío no hacían campamentos de esos porque me llegan a mí a soltar en medio del desierto y monto la de San Quintín. En mi Instituto una vez nos llevaron a una granja a convivir con chicos del Instituto Nacional del Menor (es la entidad pública uruguaya que se dedica a cuidar de los menores de edad en riesgo de exclusión social). Supongo que para que nos diéramos cuenta de lo afortunados que éramos… Un besote!!!

  15. loqueven dice:

    Lo del campamento en el desierto me parece un horror! Que tipo de castigo es ese a unos niños? Yo tambien quiero ir a abrazar a esa miniremorada!

  16. dibujosdenube dice:

    Jiji… pues yo huniera sido feliz en ese cole!!! Odiaba el mío, con todo tan pautado y disciplinado!! Ji! Pero como dices, cada niño es un mundo… He visto algunos coles con esa pedagogía (mezcla de edades, proyectos, sin notas, relaciones diagonales, etc.) pero todos salen por un dineral (entre 400 a 1000 euros al mes) por lo que Akane irá a un cole del montón, sea o no lo mejor para su educación… ojalá hubiera mas posibilidades para tratar de acomodar a los peques en un cole según sus inquietudes y necesidades.

    Besotes!!

  17. unamamapractica dice:

    ¿No seria que a la profesora le gusto el monstruo y dijo que lo habia perdido? :) Suena “a risa” desde nuestra vision clasica algunas de las asignaturas y formas de enseñanza que cuentas, pero como tu bien dices tienen un trasfondo importante y que cada vez se esta perdiendo mas en los colegios me temo. A mi me gusta mucho la frase “no estais aqui para que yo (profesora) os enseñe, sino para que vosotros aprendáis”. Un beso

    • remorada dice:

      Es que me dijo que lo había perdido porque se lo había dejado a sus sobrinos, por eso me enfadé tanto T_T

      Y estoy de acuerdo con lo que dices, estudiar y aprender son dos cosas tan distintas, que lo que hay que fomentar es la curiosidad!

  18. madrexilio dice:

    Otra gran historia de nuestra querida pelos eléctricos ;)

  19. Irene MoRe dice:

    Pues, sinceramente, creo que te gustó más de lo que recuerdas. En la foto se te ve la mar de feliz y guapísima y creo que la Remorada de ahora le debe bastante a esos años en este colegio.

    • remorada dice:

      Yo también lo creo, ha sido una semilla que quedó escondida hasta encontrar tierra fértil… qué pena que no llego a prender en su momento entre tanta arena del campamento! xD

  20. Marta dice:

    Jajajaja, esa profe es lo peor. Mira que perder algo… A nosotros nos quitaban las cosas y las devolvían al acabar el día.
    Lo de las noticias, creo que era algo común en muchos coles, no? Yo también recuerdo llevar recortes, pero claro, no tanto como lo que explicas.

    • remorada dice:

      Bueno, te contaré la verdad ahora que ya casi nadie me ve.

      Me quitó el monstruo (era azul) y me dijo que me lo daría al acabar la semana, pero al día siguiente rapté al monstruo de mi hermana (este era verde) y lo llevé para seguir jugando! Cuando me quitó este segundo fue que me dijo que me lo devolvería al acabar el año, y lo perdió porque se los había dejado a sus sobrinos. Qué mala U_U

      Lo de las noticias no era un ejercicio puntual, que es lo que he visto en otros colegios, era una asignatura de una hora que llevaban todas las clases, todos los años. Así que siempre estábamos al día de todo lo que pasaba, en el Perú y el mundo! O_O

  21. aidixy dice:

    tia voy a ser breve: qué colegio más raro has ido tu niña???? madre mía….

    Por cierto lo de las noticias también lo hacía yo, pero en el instituto!

    • remorada dice:

      Lo de las noticias era una asignatura de todos los días en todas las clases, desde primero de primaria! no sabían leer aún pero llevaban fotos y las describían ^^ Por lo que me han contado a raíz de este post siguen haciendo esta asignatura, pero ahora el campamento son solo 3 días x)

      Y sí, era raro xD

  22. Esther dice:

    Qué bueno lo de tu foto, estoy por pedirte el número de cuenta y apadrinarte yo también, o ir allí a darte ese abrazo, lo que me estoy riendo esta tarde que me estoy haciendo una tournée por el blog, jajaja.

Es tu turno de comentar ^_^

A %d blogueros les gusta esto: